Finalizó la obra de ampliación del Pablo Soria

El gobernador de la Provincia, Gerardo Morales; el ministro de Infraestructura, Carlos Stanic y el director médico del hospital «Pablo Soria», Marcos Octavio Rivas; recorrieron las obras de ampliación de dicho nosocomio destinadas a la hipotética atención de pacientes con Covid -19 y que fueron finalizadas en la fecha.

El mandatario señaló que, si bien las nuevas obras están pensadas en un primer momento para la atención de posibles casos de Covid-19, «servirán también a futuro para la atención integral de otras patologías o para dar inmediata y correcta atención a más de 70 personas con camas y equipos de terapia intensiva, en caso de algún siniestro de magnitud».

El moderno espacio, ubicado donde se funcionaba la escuela de enfermería, cuenta con en tres salas y 30 camas en total, equipadas con toda la tecnología y personal altamente preparado.

«La obra se concretó en 45 días y podemos asegurar que se trata de un hospital dentro del hospital con tecnología e infraestructura de última generación, sólo comparable con las mejores clínicas del mundo», afirmó Morales.

Apuntó que el proyecto se ejecutó con rapidez, «porque hubo gente de Infraestructura, Arquitectura, del propio hospital y de la empresa constructora que tomaron el desafío con mucho compromiso».

«Antes de fin de mes llegará todo el equipamiento, de manera que quedará disposición de los jujeños y operativo a full», resaltó y añadió que «se trata, en definitiva, de una inversión que quedará para el futuro».

Asimismo, expresó su deseo de que «sigamos sin circulación local, lo que será difícil por los tiempos que vienen», y pidió «el esfuerzo de todos» para hacer frente a las complejidades por venir.

Indicó que ahora se enfocarán esfuerzos en el Hospital de Alto Comedero, con miras instalar un sector denominado de “destete” y otras mejoras necesarias en ese nosocomio para ampliar su capacidad operativa.

Por su parte, Rivas aseguró que «en muy poco tiempo se hizo una obra majestuosa, de primer nivel y ojalá no tengamos que usarla para ningún paciente con Covid-19, pero llegado el caso estamos preparados con todo el equipamiento necesario».

«La obra, por su magnitud, nos permitirá atender a múltiples pacientes con áreas de terapia intensiva para 30 camas y por ello estamos avanzando ahora en la logística para su plena integración al cuerpo del hospital», concluyó.

Stanic, en tanto, manifestó que «la ejecución de la obra se cumplió en tiempo record, trabajando de lunes a lunes y con más de 52 obreros del sector público y privado».

«Se trata de una obra de primer nivel y que seguramente nos envidiarán en el mundo, por su grado de complejidad, equipamiento y operatividad», consideró.